Albricias

Trabajamos con 370 chicos, en total 470 personas que se atienden diariamente. Cualquiera que desee saber más de esta Obra, de cómo abordamos la vulnerabilidad, de cómo privilegiamos la vida en familia, de cómo contemos generando responsabilidades, de cómo promovemos la cultura del trabajo, de cómo acompañamos los procesos educativos para la vida, de como incluímos integralmente, de cómo mostramos horizontes y hacemos soñar a los chicos, de cómo nos solidarizamos con el barrio… que se contacten conmigo, que con todo gusto y pasión le transmitiré, y contagiaré, lo que hacemos…

padre Gustavo


La historia de Albricias es tan rica como el chocolate: todo empezó en el Hogar San José Providente, mientras se trabajaba con el objetivo de brindar una mejor calidad de vida a cientos de niños humildes de la zona de José C. Paz. Claro que para poder darles todo lo necesario, hacía falta algo más que buena voluntad.

Y entonces fue la Divina Providencia la que marcó el camino: una señora donó una máquina para hacer huevos de Pascua y así fue como nació Albricias, que precisamente quiere decir “buena noticia”.

Los primeros productos fueron los deliciosos huevitos de Pascua que -con el tiempo- fueron sumando diferentes tamaños y presentaciones, pero manteniendo el compromiso de elaborar siempre productos de máxima calidad. Hoy, Albricias tiene una completa línea de producto para las familias y también para las empresas, con excelentes propuestas de regalo empresarial.